×

Louis y Lewis comenzó en Buenos Aires, Argentina hace 4 años cuando me independice de la empresa de mi familia

(locales de decoración donde fue mi primer trabajo). Honestamente ese trabajo no era para mí ni para mi mente inquieta. Decidí comprar algunos envases y comenzar a hacer velas aromáticas en mi casa; casi en un abrir y cerrar de ojos vendí las velas hechas en la cocina de mi casa a mi primer cliente en la ciudad. Después de un año de trabajar sola y comenzar a tener mucha demanda, mi novio me comenzó a ayudar con los mails, redes sociales y contacto con los clientes; finalmente decidimos unirnos y comenzar a trabajar juntos. Decidimos dar un paso más grande y alquilar un stand de una gran exposición llamada CAFIRA, donde personas de todas las provincias del país vienen y compran productos para sus tiendas. Eso fue increíble, nuestra lista de clientes creció de 35 a 200 clientes. ¡Hoy en día tenemos 500 clientes activos en Argentina y seguimos creciendo fuera del pais!

Sobre nosotros

Nuestra Mision es crear

VELAS DE CALIDAD PREMIUM Y DESARROLLAR NUESTRAS PROPIAS FRAGANCIAS PARA CREAR UNA EXPERIENCIA INOLVIDABLE PARA SUS SENTIDOS.

Calidad

A CADA VELA QUE ENTREGAMOS SE LE DEDICA MUCHA ATENCION DESDE EL PRINCIPIO HASTA EL MOMENTO DE GUARDADO, PARA GARANTIZAR LA MEJOR CALIDAD. HACEMOS PRUEBAS DE QUEMADO DIARIAMENTE DE LOS LOTES DE FABRICACION. NOS PREOCUPAMOS POR LOS DETALLES.

Proceso y entorno

Todas nuestras velas están hechas con cera de soja. Elegimos la soja por sus características naturales y sustentables, y porque funciona muy bien con nuestras fragancias. ¿Más razones? ¡Es una alternativa basada en plantas a la cera de parafina, no contiene plástico y crea una combustión limpia!

Nuestros pabilos son de algodón trenzado. Nuestro objetivo es brindarle la mejor experiencia de fragancia posible y las materias primas elegidas son las ideales para eso.

¿Quieres saber más sobre nuestras velas? Cada vela de LOUIS & LEWIS es cruelty free, vegana y sin parafina. Además, nuestras combinaciones de fragancias van desde aceites naturales hasta aceites sintéticos, esto nos permite crear blends de aromas únicos. También permite que nuestras fragancias sean más estables y consistentes de un lote a otro.

y así es como conseguimos nuestra primer fabrica

Después del primer lote de 24 velas que hice en mi casa, mis padres me prestaron un espacio en su fábrica de cajas. Estuve en este pequeño rincón durante aproximadamente dos años y solo fabricaba las velas por mi cuenta, desde 2015 hasta principios del 2017.

En marzo de 2017, mi novio y yo mudamos nuestra pequeña fábrica al segundo piso de la fábrica de mis padres (una casa vacía muy grande) e hicimos algunas remodelaciones. Esa fue nuestra primera fábrica propia.

A fines de 2017, luego de la alta demanda que comenzamos a tener, nos dimos cuenta que necesitábamos más espacio y nos mudamos a nuestra fábrica actual. Aquí tenemos mucho espacio para que nuestra gente trabaje cómodamente y también espacio para almacenar todos nuestros envases y materias primas.

Suscribite a nuestro newsletter

Recibí descuentos y novedades!